El gay aleatorio

Puro.jpg

Próximo partido

19-10-2018 22:00
 
Rejano's Leyends
-
Spartak

Último partido

05-10-2018 21:00
 
Spartak
2 : 3
FS Renacidos

Acceso

Síguenos en Facebook

Páginas amigas

Usuarios conectados

Hay 81 invitados y ningún miembro en línea

javi canvi lloc... ¡a perder! Las temporadas pasan, pero la calidad intrínseca del Spartak se mantiene. El viernes comenzamos nuestra decimoctava temporada el La Pava y lo hicimos con dos caras “semi-nuevas”: las de Joan y Álex, que vienen a hacernos olvidar las bajas de Manu y Alberto. En cuanto a la liga… pues perdiendo equipos a la velocidad que Javi gana kilos. Con sólo siete equipos pese a juntar las dos ligas de los viernes, nos veremos obligados a jugar ida, vuelta, revuelta, tirabuzón, playoff, playon, copa y jarra, para llegar a los 28 partidos que nos prometieron. Pero para promesa no cumplida la de Javi a Pablo, en la que supuestamente tenía que traerle la segunda equipación. Si no llega a ser por Joan, hubiésemos visto a Pablo jugar con las tetas al aire.

Por primera vez en muchos años jugábamos a las 21:00, lo que suponía esperar a que las pachangas terminasen, provocando numerosos intentos de golpear orejas, estómagos o huevos con la pelota. De hecho, Joan ya recibió la primera caricia de rebote de manos de Javi. Para intentar la primera victoria de la liga formamos con Javi, Joan, Dani, Pablo, Jesús, Carlos y Álex. Ante nosotros teníamos a F.S Renacidos, con una fusión de jugadores de otros equipos, con los que hemos jugado en año anteriores. Un equipo que rotaba y rotaba, pero que les costaba finalizar las jugadas tanto como a nosotros. El comienzo fue el de siempre, el Spartak adelantándose en los primeros cinco minutos. Después de una gran presión y recuperación del correcaminos Carlos y un tuya mía con Pablo, le permitió marcar el primero por bajo. Renacidos se puso algo las pilas, pero la defensa estaba bien colocada y los chutes de lejos no eran demasiado problema para un Javi que, en palabras de Alba, “hizo una primera parte decente” (¿lo que significa que una segunda de mierda?) No es de extrañar entonces que si nos marcaban, sería por fallos nuestros. El empate llegó con un pase de Pablo cortado por el pívot, acompañado de dos guardaespaldas. Carlos intentó frenarle y Javi hizo de las suyas: se la jugó pensando que darían el pase e hizo el “canvi de lloc instantani” o el “ahora me ves, ahora no me ves” tirándose al lado, dejando la portería más sola que una ensalada en casa de Javi, permitiendo marcar a placer. El segundo fue parecido, pero esta vez fue un mal pase de Carlos el que fue cortado. El balón acabó en el pívot que estaba de espaldas a puerta y cubierto por Pablo, se revolvió para darse la vuelta y sacó un mal chute cayéndose que Javi se comió de caño debido a su espatarramiento habitual. En ataque teníamos jugadas, pero no muy claras. Nos costaba decidirnos a chutar y cuando lo hacíamos el resultado no era el esperado. Con el 1-2 nos fuimos al descanso.

La segunda parte fue algo distinta. Renacidos continuaban rotando, pero las fuerzas se le acababan y empezamos a presionar tímidamente. Presionando resultaba bastante fácil que perdiesen la pelota, pero nos arriesgábamos a contra ataques. Más de una vez tuvimos que bajar de campo a campo para cortar un ataque in extremis. De hecho, el tercero llego propiciado por eso. Carlos tenía que bajar todo el campo para defender dejándolo todo, el hígado, el ojo con el que no ve y el nombre de correcaminos adoptando el del coyote… Sin poder pedir cambio por la jugada en juego, el ala de Renacidos apareció solo y chutó a bocajarro a Javi que fue capaz de tocarla, pero no lo suficiente para despejarla. Tres goles y tres fallos. No merecíamos ese castigo. Pero no tiramos la toalla y dos jugadas más tarde conseguimos el segundo. Pablo sacaba de banda, rebotaba en un jugador y acababa entrando en propia puerta (aunque la Pava se lo dio a Joan) Y en ese momento comenzamos a tener las mejores jugadas. Un control orientado de Carlos con el pecho que le dejó demasiado escorado para chutar correctamente, un chute de Álex cruzado que rozó el palo, uno de Pablo casi desde medio campo hacia la escuadra que el portero tuvo que despejar… Una de las más claras vino tras una jugada personal de Álex que hizo una croqueta para quedarse solo ante el portero y ser arroyado. La falta tirada por Dani, rebotó en la barrera y le permitió un segundo chute, que también fue despejado por la mínima. Joan también tuvo el empate en los pies, con un chute que también acabó saliendo fuera.

No fue el mal partido del todo. Merecimos mucho más, pero la baja forma nos hizo cometer errores. Algo positivo del equipo de este año es que todos pueden jugar en todas las posiciones, haciendo más fácil los cambios. A la vuelta o en la revuelta, tendremos nuestra venganza. Siempre hay que ver el lado positivo… ¡por fin hemos vuelto a comer morros!

Escribir un comentario

Copyright © 2018 Spartak de Bruguers.
Todos los Derechos Reservados.